Carrito
No hay productos en el carrito

Por qué comprar un topper

Comprar un topper se ha convertido en un imprescindible para el equipo de cama. El motivo de que así sea son los beneficios que aportan durante el sueño unidos a la mejora de la durabilidad del colchón.

Principalmente se usa un topper por cuatro motivos:

Alargar tiempo de vida

Proteger el colchón para alargar el tiempo de uso y mantenerlo cuidado.

Ahorro

El precio es más asequible que el de un colchón nuevo o de alta calidad.

Comodidad

Mejorar la comodidad del cuerpo sobre el colchón nuevo, duro o desgastado. Regular la temperatura y la transpirabilidad durante el sueño.

Higiene

Mejorar el nivel de higiene actuando como capa superior que permite quitar para limpiar.

¿Cómo se usa un topper?

Un topper es muy sencillo de poner. Tan solo hay que colocarlo encima del colchón y sujetarlo en el caso de que lleve un método de sujeción.

¿Qué tipos de topper existen?

Existen diferentes tipos y modelos según las necesidades de cada uno durante el descanso y las condiciones que se quieran conseguir. En nuestra tienda puedes encontrar toppers viscoelásticos, toppers de fibra, microfibra o gel. Te contamos cómo elegir un topper.

Tiempo de carga: 0.373 segundos